tiradores

Soy una persona de contrastes. Todas lo somos para algunas cosas. Por ejemplo, y porque viene al caso: siempre me han dicho que tengo mucha paciencia, y sin embargo yo, me considero una persona ansiosa.

He estado buscando en los principios de la palabra y he descubierto que de paciente ¡no tengo un pelo! «Constancia valerosa que se opone al mal», «sufrir y tolerar contradicciones sin lamentarse» todo aquí. Vamos, no me fastidies. A mi lo que me pasa es que tengo una virtud (o defecto, según para qué), que es no tener prisa.

Si estoy tejiendo me dicen «Qué paciencia». Pero no, es que yo lo que quiero es tejer, literalmente. No el resultado de la acción. Si pretendo trabajar en el terreno «¡Uff! yo no tengo paciencia para eso». Tampoco yo, lo que me gusta es ver el jardín hacerse. Y así, casi todo.

De pequeña leí Momo, y me enseñó varias cosas que aún hoy, sigo aplicando. Ésta en particular, no se me borra de la memoria:

No hacer todo pensando sólo en el resultado. Cito las grandes palabras de Beppo Barrendero: «Nunca se ha de pensar en toda la calle a la vez, ¿entiendes? Sólo hay que pensar en el paso siguiente, en la inspiración siguiente, en la siguiente barrida. […] Entonces es divertido […] «

Maravilloso.

Peeeero a veces, tengo una idea para un mueble o de cómo quiero algo e-xac-ta-men-te y cuando me pongo a ello, me vuelvo un monstruo ansioso y reconcentrado. De paciente sólo tengo el título. O me obsesiono hasta la médula, o paso del tema.

A estas alturas estaréis pensando ¿qué tiene que ver esto con la foto? No me he vuelto loca, todo tiene explicación: Hace unos seis meses que terminé el mueble que va en el recibidor, pero no tenía los tiradores perfectos para él. Tenía claro que quería unos antiguos, de metal dorado o latonado y no muy grandes (y económicos). Toda monstruo de ansia ya iba a poner cualquier cosa, pero mi churri me hizo entrar en modo Beppo Barrendero y esperar. Finalmente los he encontrado. Así, sin sufrir y sin paciencia ninguna.

Este tipo de cosas, son las que hacen que mi casa esté toda destartalada. No me importa estar sin tiradores mientras espero los que tengo en mente, porque en mi imaginación ya están ahí. No os hacéis una idea del lo bonitísima que está mi casa en mi imaginación. ¡Hasta muevo los muebles imaginarios de sitio de vez en cuando!

¿Qué tal lleváis lo de ser pacientes?¿Ansia viva o pasotismo?
¿En el termino medio está la virtud?


Puedes ver más fotos del abecedario fotográfico aquí:

A de Antiguo / B de Bote / C de Catalina Calico Cat D de Descanso

E de Escaleras / F de Flor / G de Gotas / H de Hilos / I de Invierno

J de Jara / K de Kilohercio / L de Lengua / M de Musgo

N de Noa / Ñ de Ñam / O de Otoño


Aunque este reto lo comenzó MissLavanda, Sonia ha habilitado su página en flickr para que colguemos nuestras fotos aquí Y también hay grupo de Facebook aquí ¡puedes verlas todas y participar!

suscribete

Ver más: